Ir a: Lecturas del Día (Página apta para celulares)
Lectura/s, Salmo/s y Evangelio, (Se puede seleccionar el día). También esta disponible la Liturgia de las Horas. (Se puede seleccionar fecha a ver)...
bienaventurados.com.ar
9 de octubre. San Héctor Valdivielso Sáez | San Juan Leonardi | San Dionisio
Miercoles 17 Sep 2014 | 16:36 pm
:
   
Santoral. 9 de octubre.
©
San Héctor Valdivielso Sáez, mártir.
De padres españoles, nació en Buenos Aires el 31 de octubre de 1910 y fue bautizado en la parroquia San Nicolás de Bari, cuando el templo –luego demolido- estaba en donde hoy se yergue el obelisco de la avenida 9 de Julio. De joven se trasladó con sus padres a España, donde ingresó en la congregación de los Hermanos Lasallanos y dedicó su vida a la educación de la juventud. El 9 de octubre de 1934 fue fusilado por revolucionarios marxistas, junto con ocho compañeros, en Turón, Asturias, España. Juan Pablo II lo canonizó el 21 de noviembre de 1999.

San Juan Leonardi, fundador.
Nació en Luca (Toscana) en 1541. Ordenado sacerdote se ocupó de la educación de la juventud. Fundó la Congregación de los Clérigos de la Madre de Dios, para enseñar al pueblo la doctrina cristiana y colaborar en la renovación de la Iglesia. Con Juan Bautista Vives fundó otra congregación de sacerdotes, destinada a preparar vocaciones para las misiones. Por su impulso fue creada la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, uno de los dicasterios de la Curia Romana. Murió en Roma el 9 de octubre de 1609.

San Dionisio, obispo, y compañeros mártires.
Nacido en Italia, el año 250 fue enviado con otros misioneros a las Galias. Establecido en Lutecia, actual París, predicó el Evangelio en la isla del Sena y fue el primer obispo de París. Por las muchas conversiones que obraba con su palabra fue arrestado, y tras una larga prisión, decapitado con los santos Rústico y Eleuterio. Sus restos fueron arrojados al Sena, pero los cristianos lograron rescatarlos y darles sepultura. Sobre su sepulcro se construyó una capilla, junto a la cual se erigió la abadía de Saint-Denis, panteón de los reyes de Francia. Es el patrono de París.